• Purvottanasana1/4

    Postura 1

    Postura de estiramiento intenso anterior

    Purva significa Este, se refiere a la parte anterior del cuerpo, desde la frente a los dedos de los pies, ya que en India es habitual practicar Yoga orientado hacia el Este, lugar por el que sale el sol. Uttana significa estiramiento intenso. 

    Buscar más posturas
  • Purvottanasana2/4

    Postura 2

    Postura de estiramiento intenso anterior variación 1

    Una variación fácil de Purvottanasana es la postura de la mesa (Chatus Pada Pitham). Dobla las rodillas y apoya las plantas de los pies en el suelo. Levanta la pelvis del suelo e intenta mantener el cuerpo en línea recta.

    Buscar más posturas
  • Purvottanasana3/4

    Postura 3

    Postura de estiramiento anterior variación 1

    Una progresión de Purvottanasana es esta que te proponemos en la que manteniendo la mirada hacia el frente,  has de levantar una pierna del suelo hasta alcanzar con el pie la altura de tu cadera.

    Buscar más posturas
  • Purvottanasana4/4

    Postura 4

    Postura de estiramiento anterior fácil

    Una versión más fácil de esta postura es colocando una pierna a 90 grados con la planta del pie en el suelo, mientras la otra se estira completamente. En este caso la mirada se dirige al frente.

    Buscar más posturas

- Partiendo de Dandasana, apoya las palmas de las manos en el suelo a unos 15 cm por detrás de la espalda y con los dedos de las manos apuntando en dirección a los pies.

- Inhalando eleva del suelo la pelvis, al tiempo que extiendes los codos. Los brazos deben quedar perpendiculares al suelo sosteniendo el peso del cuerpo.

- Extiende bien las piernas y rota los muslos hacia dentro para apoyar en el suelo la planta de los pies desde los talones hasta los dedos.

- Eleva la pelvis todo lo que puedas e intenta elevar también el pecho

- Lentamente inclina la cabeza hacia atrás, mirando por detrás de ti.

- Permanece en la postura durante cinco a diez respiraciones. Después regresa a la posición inicial y descansa.

- Fortalece las muñecas y los tobillos.

- Proporciona un estiramiento intenso a la parte delantera del cuerpo, resultando beneficiado el aparato digestivo.

- Efecto sedante sobre el sistema nervioso.

- Proporciona una apertura mayor del tórax, y movilidad a la cintura escapular.

- El aparato urinario también resulta beneficiado debido al masaje que reciben los riñones.

- Eleva la pelvis tanto como puedas.

- Asegúrate de estirar también los dedos de los pies, intentando que toquen el suelo.

- Aunque parece sencilla, es una postura muy exigente en lo que a resistencia se refiere.

- Esta postura no es recomendable en caso de lesiones en las manos, muñecas, codos u hombros. En caso de existir lesión cervical, se tendrá especial cuidado en no descolgar la cabeza hacia atrás.